Postre alemán con miel


Ingredientes.

1 taza, de leche en polvo.
media taza, de agua fria.
un sobre, de gelatina sin sabor.
2 huevos, separados.
1 cucharada, de extracto de vainilla.
media taza, de queso ricota.
2 cucharadas, de crema agria.
un cuarto, de miel de abeja.
un poquito, de sal.

Para la salsa.

2 tazas y media, de fresas picadas.
un cuarto, de taza de agua.
2 cucharadas, de licor de naranja.
2 cucharadas, de fécula de maiz.

Preparación.

1. Mezcle la leche en polvo, agua fria, y la gelatina sin sabor,
en un recipiente que no sea de aluminio.
2. Deje reposar, durante unos 2 minutos, lleve a hervir a fuego
medio, revolviendo costantemente, hasta que la gelatina se disuelva.
3. Baje del fuego, bata las yemas en un recipiente pequeño.
4. Gradualmente, revuelva una cuarta parte de la mezcla caliente,
la cual, ya no esta hirviendo, y se ha infriado un poco, en las yemas batidas.
5. Agrégue la mezcla restante,, batiendo continuamente..
6. Lleve a fuego medio, y siga batiendo, durante 2 minutos más, sin dejar
de hervir.

7. Baje del fuego, y pónga el recipiente dentro de otro, con agua fria.
8. Agrégue la vainilla, y revuelva, lleve a la nevera hasta que tenga la clara
de huevo.
9. Mezcle con el queso ricota, la crema agria, y la miel.
10. Aparte, bata las claras de huevo, con el poquito de sal, hasta formar picos,
y con movimientos envolventes, agrégue la mezcla anterior suavemente.
11. Póngala en un molde previamente engrasado, y lleve a la nevera, hasta
que esté muy firme.
12.  Desmolde, y bañe con la salsa.

Salsa.

1. Licúe las fresas, hasta volverlas un puré, presione a través de un cedazo.
2. Descarte las semillas, revuelva muy bien el agua, el licor, y la maicena.
3. Mezcle, hasta incorporarlos completamente con el puré de fresas.
4. Llévelos al fogón a fuego medio, hasta hervir, baje y continue revolviendo.
5. Deje enfriar completamente, para bañar el postre.

Muy rico para servir, después de una cena.